vinagrera

Vinagrera o agracejo: buena para estómago, boca e hígado

Una nueva especie para nuestro ya extenso “diccionario” de plantas con propiedades medicinales. En este caso se trata de una especie relativamente desconocida, llamada vinagrera pero que también recibe el nombre de agracejo. Su nombre en latín es Berberis Vulgaris, y es un arbusto que se da enclimas templados y es originario de Europa.

Conocida desde antiguo por sus propiedades medicinales, de la vinagrera se emplean principalmente sus bayas, raíces y hojas. Lo normal es ingerir la decocción de la corteza de la raíz, pero también se pueden infusionar las bayas y las hojas.

¿Y cuáles son las propiedades de esta planta tan singular? Pues la verdad es que tiene muchas. Al ser muy rica en alcaloides como la berberina (que toma el nombre de la planta), está indicada sobre todo para congestiones hepáticas y biliares, retención de líquidos, reducción de la tensión arterial y estreñimiento.

Además, también se emplea para tratar afecciones de garganta y boca como la faringitis o las aftas bucales. Eso sí; es importante saber que nunca se debe tomar en el caso de que se padezca de infecciones renales ni tampoco ingerir mucha cantidad, porque se corre el riesgo de padecer de vómitos, diarreas y problemas de riñón.

Para aprovechar todas sus propiedades, conviene preparar una decocción de corteza de raíz (cuarenta gramos por litro de agua, infusionando no más de cinco minutos) y tomar tres tazas al día. Otra opción más fresca es hacer una infusión con hojas o bayas de la misma manera y tomarla fría; es una buena fuente de vitamina C y tiene un ligero efecto laxante.

Imagen: Ruhr-uni-bochum.de.