obesodest

La obesidad afecta a la hormona del crecimiento

La hormona del crecimiento, o también llamada GH, es aquella que ayuda a aumentar la degradación y consumo de grasa en adultos y niños, entre otras cosas. Pero esta hormona se ve afectada cuando entra en juego la obesidad en una persona, ya que reduce sus niveles y el proceso de reducir la grasa se hace mucho más difícil y lento.

Como se puede comprobar, esta enfermedad y esta hormona están completamente relacionadas entre sí y la primera afecta a la segunda influyendo en sus niveles, y por lo tanto, acarreando consecuencias negativas en la salud y organismo de las personas obesas.

Un estudio de Harvard Medical School comprobó que cuando la hormona de crecimiento estaba en sus niveles más bajos, las densidades del colesterol LDL (colesterol malo) y HDL (colesterol bueno) eran también menores, lo que puede desencadenar en enfermedades cardiovasculares.

Dentro de estos dos tipos de colesterol que la mayoría conocemos, hay que puntualizar que el HDL (bueno) ayuda a reducir al LDL (malo), por lo tanto, si los niveles del primero son tan bajos el segundo aumentará produciendo mayor riesgo para la salud y para las enfermedades cardiovasculares como hemos mencionado antes.

Vía: Vitónica

En De tu Salud: El sedentarismo, un enemigo para la salud