La botica de la Abuela: Flemas


Las flemas en la garganta, bien sea por efecto de un catarro o gripe mal curados o por la perniciosa costumbre de fumar, son muy molestas y desagradables y nos obligan a pasarnos el día con un exasperante carraspeo, que puede llegar a irritarnos seriamente la garganta. En ocasiones, sobre todo en el caso de los niños, si se tragan las flemas pueden llegar a vomitar por el efecto que éstas tienen en el estómago.

Para suavizar nuestra garganta y poder expulsar las flemas, existen muchos remedios de tipo expectorante conocidos desde hace tiempo. Aparte de los clásicos miel y limón, que suavizan la garganta y alivian la irritación producida por la tos, hay otros remedios menos conocidos pero más eficaces si cabe.

Al parecer, consumir cebolla cruda ayuda considerablemente a eliminar las flemas; pero si este bulbo es demasiado fuerte para ti, otra opción es tomar una infusión de eucalipto. Cuece treinta gramos de hojas frescas de este árbol en un litro de agua durante quince minutos; cuela el líquido y toma tres tazas al día. Puedes endulzar la infusión con miel.

Otra planta mágica para expulsar flemas y mocos es el jengibre, que se utiliza en la medicina china para aliviar esta dolencia, además de para muchas otras aplicaciones. Bien sea fresco o seco, puedes añadir un poquito a cualquier puré, crema o infusión para beneficiarte de sus efectos.

Y otras infusiones que también contribuyen a mejorar el problema, por su efecto expectorante y beneficioso para las vías respiratorias, son la infusión de tomillo y la de llantén, siempre mezcladas con un poco de miel.

Imagen: Photocapy.

  • Ditter

    gracias por los consejos dados en esta pagina, es muy bueno lo que uno encuentra.
    gracias por pensar en los demas
     

  • Maruja

    Esto está muy bien, ¿no tendréis remedio para las de la nariz? ¿o se pueden aplicar los mismos métodos? Gracias.